Día de las Personas con Extremidades Diferentes: Promover la igualdad y la accesibilidad

El 12 de abril se conmemora el Día Internacional de las Personas con Extremidades Diferentes, con el objetivo de destacar las historias de resiliencia, fortaleza y logros de aquellos que viven con distintos tipos de extremidades. Asimismo, también se busca generar conciencia sobre los desafíos que enfrentan estas personas en su día a día y promover la inclusión en todos los aspectos de la sociedad.

 

Origen del Día Internacional de las Personas con Extremidades Diferentes

Esta conmemoración fue promovida por la AFANIP (Asociación de Familias de Niños con Prótesis), una organización española sin fines de lucro, formada por familias con hijos e hijas con amputaciones en alguna extremidad, ya sea por malformaciones congénitas o traumáticas.

 

Se eligió la fecha del 12 de abril para conmemorar este día porque el 12 hace referencia a un brazo y dos piernas o viceversa. Y abril es el mes número 4, que corresponde a las cuatro extremidades del cuerpo humano.

 

Desafiar estereotipos y prejuicios

Uno de los aspectos más importantes de esta conmemoración es la oportunidad de desafiar estereotipos y prejuicios. A menudo, las personas con extremidades diferentes son objeto de discriminación y exclusión social debido a la falta de comprensión y sensibilidad por parte de la sociedad en general. Tener una amputación o extremidad diferente, sobre todo en la niñez puede llegar a ser muy traumático y si a eso le sumamos la poca aceptación por parte del resto de niños, se puede llegar a ser víctima de bullying.

 

Este día ofrece una plataforma para cambiar estas percepciones, destacando las habilidades, talentos y contribuciones significativas de las personas con extremidades diferentes dentro de sus comunidades.

 

Además, el Día Internacional de las Personas con Extremidades Diferentes también es una oportunidad para apostar por políticas y prácticas que promuevan la igualdad de oportunidades y la accesibilidad para todas las personas, independientemente de su condición física. Esto incluye la promoción de entornos laborales inclusivos, el acceso a la educación y la atención médica adecuada, así como el desarrollo de tecnologías y dispositivos que mejoren la calidad de vida de las personas con extremidades diferentes.

 

¿Cuáles son las causas de tener una extremidad diferente?

Se pueden agrupar en dos tipos de causas principales.

 

1. Agenesia

    Estas anomalías ocurren en las primeras etapas del embarazo y algunas veces se diagnostican mediante una ecografía realizada durante el transcurso del mismo. Cuando eso no sucede, generalmente es una sorpresa para los padres.

     

    La causa de las anomalías congénitas de la mano es desconocida. Entre el 1 y el 2 % de los bebés que nacen con defectos congénitos, un 10 % nace con malformaciones de la mano.

     

    Según el tipo y el tamaño de una malformación de la mano, es posible que algunos bebés tengan pocos problemas para adaptarse y tengan un desempeño correcto. Otros, sin embargo, posiblemente enfrenten diferentes desafíos a medida que crecen y aprenden:

    • Problemas de desarrollo como destrezas motoras tardías o deficientes.
    • Dificultades para realizar las actividades de la vida diaria y las destrezas básicas para el cuidado personal.
    • Limitaciones para realizar ciertos tipos de deportes y ejercicios.

     

    El objetivo más importante de cualquier tratamiento para las malformaciones de la mano es ayudar a un niño a desempeñarse del modo más independiente posible. El tratamiento puede consistir en:

    • Ortopedia
    • Prótesis (extremidades artificiales)
    • Fisioterapia
    • Cirugía.

     

    2. Amputación

      La amputación se define como el corte quirúrgico de una extremidad o de parte de la misma. Se realiza cuando los otros procedimientos han fallado o si no son posibles debido al deterioro de la salud del paciente.

       

      Al menos el 90% de las amputaciones están relacionadas con enfermedades asociadas a la diabetes y se realizan en los pies o las piernas.

       

      La amputación es necesaria en tres tipos de casos muy específicos, que son los siguientes:

      • Cuando es la única opción para extirpar un tumor maligno.
      • Como consecuencia de un traumatismo grave (por ejemplo, un accidente de tránsito).
      • Para salvar la extremidad de un tejido por el que ya no circula sangre y que entra en proceso de gangrena.

       

      A menudo los pacientes también necesitan la ayuda de un psicólogo o de grupos de ayuda a lo largo de su camino de recuperación.

      Share the Post:

      Related Posts