Día Mundial del Síndrome de Down: Acabar con los estereotipos

Cada 21 de marzo se conmemora el Día Mundial del Síndrome de Down, con el objetivo de crear conciencia dentro de la sociedad acerca del enorme valor que tienen estas personas, así como reivindicar sus contribuciones a la sociedad, sus derechos e independencia para la toma de sus propias decisiones y su crecimiento personal.

 

Origen del Día Mundial del Síndrome de Down

 

A finales del siglo XIX el médico inglés John Langdon Down fue el primero en descubrir las características comunes de esta condición genética, denominándola con su apellido. El genetista francés Jérome Lejeune descubrió en la década de 1950 que el Síndrome de Down era causado por un cromosoma extra en el par 21. Es decir, la persona nace con un trío de cromosomas, por eso al síndrome de Down se le conoce como Trisomía 21.

El día 21 del tercer mes del año simboliza esa trisomía y, por eso, se eligió esa fecha para el Día Mundial del Síndrome de Down. Se conmemora desde el 21 de marzo de 2012, por Resolución aprobada por la Asamblea General de la Organización de las Naciones Unidas el 19 de diciembre de 2011.

 

Derecho a la igualdad y a la inclusión

 

Esta condición no se trata como tal, es decir, los médicos y terapeutas atienden condiciones acompañantes como: hipotonía muscular, anomalías cardiacas o auditivas; entre otros. Al recibir estimulación temprana y continua, las personas con síndrome de Down pueden desarrollar su mayor potencial y así lograr autonomía e independencia a través de la inclusión educativa y social.

 

Las personas con Síndrome de Down deben gozar de los mismos beneficios y privilegios que la mayoría de las personas en la sociedad. Su derecho a la igualdad, oportunidad y felicidad plena, son inalienables.

Para la Organización de las Naciones Unidas, el Día Mundial del Síndrome de Down forma parte de la Agenda 2030, como parte del plan de acción sostenible para proteger a estas personas contra cualquier tipo de abuso, atropello o discriminación.

 

Su valor y contribución para la sociedad no deben ser menospreciados. Con trabajo, atención y ayuda, las personas con Síndrome de Down pueden ser incorporadas a la vida social, desempeñando múltiples actividades y logrando su autonomía.

 

Acabar con los estereotipos

 

El lema del Día Mundial del Síndrome de Down en 2024 es “Acabar con los estereotipos”. La mayoría de los estereotipos son limitantes, ya sean positivos, negativos o neutros. Son ideas falsas, preconcebidas que nada tienen que ver con la realidad. Los estereotipos muchas veces se ven reforzados por cómo se trata un tema en los medios de comunicación. Y una vez formado un cliché, puede ser difícil de cambiar.

 

Para las personas con Síndrome de Down, los estereotipos pueden crear desigualdades y hacer que dejemos de tratarlos como a los demás. Por ejemplo, a causa de los estereotipos, a veces se les trata como si fueran niños, se los infravalora y se les excluye. En ocasiones, sufren malos tratos o incluso abusos.

Por eso, el lema de este año busca hacer un llamado para acabar con los estereotipos referentes al Síndrome de Down y a las personas con discapacidad intelectual.

 

El Día Mundial del Síndrome de Down es una fecha oportuna para celebrar la existencia de todos los niños, jóvenes y adultos que nacen con esta condición. También es un día ideal para recordar la importancia del respeto, la tolerancia y la aceptación de todos los integrantes de la sociedad.

Share the Post:

Related Posts